viernes, 13 de marzo de 2009

“Non calentarum, largum vivirum”

Esta máxima debería guiarnos siempre. Si la seguimos, seguro que tendremos una vida larga y sana. Pero cabe aclarar, antes de más nada, que “calentarse” en el habla popular argentina no tiene nada que ver con lo sexual, sino que quiere decir enojarse mucho, sentir rabia, ponerse furioso. Por eso se nos llama “calentones”, porque es verdad que somos un pueblo enardecido, a veces furioso y también muy peleador. Por eso es tan bueno cuando una mano amiga se te apoya en el hombro y te dice: “¡No te calentés, che!”

Bueno, acá estoy aprendiendo a no calentarme, pero hay ciertas cosas que mmmm, mejor sacar la bronca para afuera (¿o no?)... como podemos ver en la memorable "Marcha de la bronca", una canción símbolo de la historia argentina de los años 70 compuesta por Miguel Cantilo .

4 comentarios:

jorgefernando dijo...

Julieta querida: aunque el terruño nos haya marcado a fuego, es innegable que la experiencia de transitar por otras huellas también nos curte con creces. El resultado de la mezcla es un centímetro más de comprensión, un milímetro más de tolerancia y, básicamente, un paso dado -modesto, si se quiere- hacia la ruptura del etnocentrismo. Eso es un freno adusto al calentarnos sin sentido la mayoría de las veces, ¿No te parece? Saludos - Jorge

Julieta Sueldo Boedo dijo...

Seguro Jorge, uno aprende... Vivir en otro país te agrega como persona, te amplía los horizontes, te enseña a mirar "desde otro lugar", es verdad. pero igual, pero igual...aunque no parezca hay cosas que quedan grabadas en el inconsciente (preguntale a mi analista, jejeje ;) Volviendo a tu comentario: uno aprende de vivir por estos lares, ¡sin duda!, y también está la edad, no? Después de tantos golpes algo se aprende.
Un beso enorme y gracias por tu visita, me encantó el comentario!!!!! Besos,
Julieta

Stela. dijo...

hola julieta! estoy contente que te he gustado mi blog! trocaremos difrentes visiones por nuestras ventanas! besos!

Anónimo dijo...

Hola Juli! Te agrego alguito como complemento para tu titulo: "Si calentarum prontum morirum". Saludos! Ariel - Baires